Deporte

Isco, en la parrilla de salida

El jugador tiene un año más de ficha y sabe que no será renovado, de manera que busca otro equipo donde obtener un último buen contrato y demostrar su nivel. El Real Madrid también quiere traspasarle, pues no tiene sitio en el once titular

El Real Madrid no le renueva y Francisco Alarcón lo sabe desde hace mucho tiempo. Isco brillaba con Lopetegui, tanto en el equipo de España como en el Real Madrid, pero el guipuzcoano fue despedido como entrenador blanco en octubre de hace tres años y desde ese momento es suplente y no ha recuperado el nivel.

Perdió la titularidad con Solari y entró en una fase de indisciplina, primero, y de aburguesamiento después, que le han llevado a la reserva fija. El club no puede pagar salarios de siete millones de euros netos, trece millones brutos, a un suplente. Y desea su traspaso.

Ancelotti destaca la entrega del malagueño en esta pretemporada, pero el futbolista tendrá difícil una continuidad de partidos en el Real Madrid pues Casemiro, Kroos, Modric, Lucas y Valverde están por delante de él

El futbolista también quiere jugar en otro equipo donde tenga continuidad. Ya quiso marcharse en enero, pero el adiós de Odegaard le obligó a quedarse. Ahora, el malacitano se encuentra a la espera de destino. Ambas partes aprueban su traspaso. El problema es económico. La entidad pide 20 millones de euros por la operación. El dilema es pagar su salario. El Arsenal y otros clubes de la Premier están interesados. También hay opciones de Italia, el Milán entre ellas. En ambos países pueden abonar esa transferencia y un salario que con los impuestos británicos e italianos se queda solo en diez millones brutos.

Isco quiere firmar un último buen contrato a los 29 años y volver a demostrar su valía. En el Real Madrid lo tiene difícil, pues no recibirá continuidad. Kroos, Modric, Casemiro y Valverde están por delante de él en el centro del campo. Y Lucas Vázquez también tiene prioridad en caso de un sistema de cuatro centrocampistas. Incluso Odegaard, si se queda, jugará antes que Francisco Alarcón.

Ancelotti ha ensalzado la entrega del malagueño en esta pretemporada, dato que expresa ese anhelo del jugador por estar bien y ganarse el traspaso o quedarse con mayores posibilidades en el Real Madrid. Destacó en los dos partidos de entrenamiento ante el Fuenlabrada y el Rayo Vallecano. Frente a los franjirrojos anotó el único gol madridista.

Isco jugó mucho con el italiano en su etapa anterior, 53 partidos en cada una de las dos temporadas de «Carletto», aunque no supo mantener la titularidad.

Desce hace cinco años fue el recambio táctico de Bale, desde el 4-3-3 al 4-4-2. Las lesiones del galés le dieron protagonismo en el once. Así jugó la final de Cardiff y la final de Kiev, donde fue sustituido precisamente por Bale para que el británico decidiera «la Decimotercera» con dos goles, uno de bandera, de tijereta.

En el último curso los dos, Bale e Isco, habían perdido el tren blanco. Ni Bale estaba en el Real Madrid, cedido al Tottenham, ni Isco tenía sitio en el equipo blanco.

El andaluz suma ocho campañas en la casa, en las que jugó 336 partidos, con 49 goles y 54 asistencias, pero en mucho casos no acabó los encuentros. En el curso anterior, por ejemplo, participó en 29 partidos, pero solo acumuló 1.092 minutos, once encuentros reales, pues entró en los segundos tiempos en la mayoría de las ocasiones.

Las dos partes quieren el traspaso y es el mejor punto de partida. El jugador ha hablado con Ancelotti, pero sabe que no tendrá muchas oportunidades de ser titular y sostener una continuidad, que es la clave para rendir bien. En esta tesitura el malagueño quiere marcharse. Su salario genera cierto impedimento y por eso el Real Madrid puede bajar su precio de 20 a 18 millones. Quedan treinta y tres fechas de mercado para conseguirlo.

Etiquetas

Añade un comentario

Pulsa aquí para comentar

Mercedes Benz
The new Mercedes-Benz C-Class